«Es posible dejar de usar el auto en la ciudad»

«Es posible dejar de usar el auto en la ciudad»

Promueven el día sin auto
Integrantes del colectivo Pueblo Bicicletero.

Promover el uso de la bicicleta en una ciudad donde se invierten millones para mejorar las vialidades en favor del auto es un reto. Sin embargo, Pueblo Bicicletero es un colectivo que ha navegado a contracorriente.

En entrevista para Verificado, David Pulido, vocero del colectivo Pueblo Bicicletero en Nuevo León, nos cuenta cómo es posible que el ciudadano pueda ser parte de la semana de la movilidad en Monterrey y del Día Mundial sin Auto (22 de septiembre).

¿Es posible que los ciudadanos puedan experimentar un día sin usar auto? ¿Cómo?

Hay que recordar que la mitad de la población de esta ciudad se mueve sin automóvil privado, eso quiere decir que todos los días del año el 50 por ciento de la población realiza el reto sin auto y vive las condiciones de tener una falta de un verdadero sistema integrado de transporte.

Sabemos que la otra mitad utiliza el automóvil, porque lo considera un medio eficiente para llegar a su casa. Hay situaciones donde vives muy lejos y evidentemente tomar un camión podría llevar más tiempo del que realizas para llegar a la escuela o al trabajo utilizando el automóvil. Por eso, el reto sin auto es una invitación a que podamos apuntarnos a hacer una reflexión que nos saque un poco de nuestra zona de confort para visualizar las condiciones que existen.

Para muchas personas sí hay opciones y a lo que estamos invitando es a registrar cuáles son esas condiciones y que destaquen lo positivo y lo negativo, lo que cambiarían y que eso ayude a que haya una exigencia colectiva de que cambie la situación en la que estamos.

¿Por qué crees es necesario reducir el uso del automóvil en el país y especialmente en Nuevo León? 

Una de las principales razones es porque -según cifras oficiales- de los automóviles se desprende un 45 por ciento de la contaminación de la ciudad (en el área metropolitana de Monterrey) es un porcentaje muy alto. El problema de la contaminación es grave porque quiere decir que nos estamos muriendo por lo que respiramos y si una de las fuentes principales es el automóvil, tenemos que ver la forma en que se utilice menos.

El tema de tener un uso excesivo del automóvil nos ha traído también diferentes problemáticas, como ser líderes en muertes por colisiones viales, resulta que nuestros jóvenes se están matando en la calle porque tenemos una ciudad con infraestructura que privilegia al automóvil.

Otro punto es hablar de una movilidad viva. Ese punto de caminar hacia colegios es importante porque genera una actividad cerebral en los niños, hay estudios que dicen que el aprendizaje se vuelve eficaz al caminar y por otra parte ayuda a practicar una actividad en donde hay una población con los primeros lugares de obesidad.

¿Qué hace falta para que más ciudadanos dejen su coche y usen alternativas para desplazarse?

Los ciudadanos necesitan oferta de transporte, es difícil que les pidamos que no usen su auto cuando no tienen las opciones reales para cumplir con sus viajes diarios. El tema es que necesitamos que la ciudadanía se active y participe en la toma de decisiones de cómo se construye la ciudad, necesitamos más participación efectiva.

Cada año ha ido disminuyendo el uso del camión, y eso es una tendencia negativa para la ciudad, por los problemas que hemos mencionado, por lo que es una responsabilidad de nosotros como sociedad exigir un cambio en la forma en que se viene invirtiendo nuestro dinero.

¿Han visto que ha impactado la eliminación de la tenencia en el uso del automóvil?

No se han analizado cifras, pero si el automóvil no tiene restricciones de ningún tipo, obviamente es un incentivo para que se siga utilizando. En mi punto de vista, el automóvil debería tener muchísimos impuestos aplicados y que esos impuestos por el uso del automóvil vayan a pagar soluciones para todas las externalidades negativas que provoca.

Tenemos que ver que el dinero que se le cobra a los automóviles con impuestos más duros, que ayuden también a desincentivar el uso del auto y a la par tienes que también tener la oferta de transporte público, pero esos impuestos deben ir canalizados a resolver externalidades negativas del auto y no que se vaya al gasto de la publicidad del gobernante en turno, de su figura política o para cualquier otro programa.

¿Qué le dice Pueblo Bicicletero a quienes alegan que no se puede dejar la comodidad del automóvil para trasladarse de un sitio a otro?

A quienes dicen “no se puede” es porque tal vez nunca lo han intentado, pero ya la mitad de la población (50 por ciento) se mueve así, entonces quiere decir que sí se puede. Más bien es estar dispuesto a aceptar el reto de por un día vivir lo positivo y negativo que uno puede encontrarse al tratar de llegar de otra forma que no sea con el auto a su lugar de trabajo o escuela.

Les invitamos a que lo intenten y que esa participación la documenten, por eso les pedimos que suban sus fotos, con sus comentarios de cuánto se tarda el camión o cuánto se tardaron en caminar de su casa a la parada o al metro, que lo suban a sus redes con los hashtag #MovilidadMty y el #RetoSinAuto para que nos permita tener una medición del impacto de la actividad y también se documenten las historias o reflexiones.

Es una experiencia que vale la pena, porque al final tenemos que apuntar a un futuro en el que nos movamos de una manera más eficiente.

De nosotros depende que la ciudad cambie y por eso tenemos que experimentar y participar en este tipo de acciones que nos ayude a sensibilizarnos y a tener presentes los problemas que tenemos para exigir una solución a ellos.

La semana de la movilidad en Monterrey, en donde se plantea el reto sin auto, será del 18 al 24 de septiembre de 2017 en Monterrey.
El Día Mundial sin Auto se celebra cada 22 de septiembre.

 

¿Qué opinas?

Syndy García

Contenido Relacionado